miércoles, 27 de marzo de 2013

Ser un cafre.

El apelativo cafre se aplica a toda persona o situación que encarna lo opuesto a la civilización y la cultura. En realidad, se llaman cafres a los habitantes de Cafreria o País de los Cafres, grupo de pueblos bantúes que habitaban la región oriental de África del Sur, en El Cabo Natal. La cafreria es un nombre de origen árabe con el que los geógrafos de los siglos XVII y XVIII denominaban a la parte de África situada al sur del Ecuador poblada por infieles, es decir, no musulmanes

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada